edición 6180 - visitas hoy 44529

elcomercioonline.com.ar Noticias Zona Norte

Noticias Zona Norte - Tigre, San Fernando, San Isidro, Vicente López

Declaró el albañil que mató a un presunto usurpador en Benavidez

Declaró el albañil que mató a un presunto usurpador en Benavidez
El albañil que el viernes mató de un balazo en el pecho a un joven de 27 que, según él, intentó usurpar un terreno de su propiedad en la localidad bonaerense de Benavídez, declaró que le disparó para defenderse porque lo habían amenazado con un machete, aunque quedó detenido por homicidio agravado.

Se trata de Juan Carlos Cejas (42), quien en las últimas horas fue indagado por la fiscal a cargo de la causa, Laura Capra, titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Benavídez, por el homicidio de Marcos Javier Verón (27).


Voceros judiciales indicaron que, con asistencia de un abogado particular, Cejas confesó en su indagatoria haber sido el autor del disparo que mató a Verón, aunque afirmó que lo hizo “para defenderse”, porque se sintió “amenazado”.


Siempre según las fuentes, el albañil le explicó a la fiscal que el viernes por la tarde estaba en su casa, ubicada a unos 150 metros del sitio del homicidio, cuando algunos familiares le avisaron que estaban queriendo usurpar el terreno.


Cejas reconoció que, en ese momento, tomó un revólver que era propiedad de su padre y fue hasta el lugar, donde se encontró con personas que habían llevado materiales para montar una casilla y que estaban armados con “machetes y palos”.


El albañil le explicó a la fiscal que se sintió amenazado y que, por ello, primero disparó hacia una pared, luego al piso y, cuando Verón se le acercó, apuntó a las piernas y tiró, aunque el balazo, según la autopsia, entró por el pecho.


Tras la indagatoria, la fiscal Capra le pidió al juez de Garantías Diego Martínez, la conversión de la aprehensión en detención y dejó imputado a Cejas por el delito de “homicidio agravado por el uso de arma de fuego”, que prevé una pena de 10 a 25 años.


Si bien en el lugar del hecho se secuestró un machete manchado con sangre que podría ser el que hizo referencia el imputado en su indagatoria, por el momento no está demostrada la legítima defensa y se debe continuar con la investigación para esclarecer todas las circunstancias del hecho”, dijo a Télam un investigador judicial.


El arma homicida aún no fue encontrada, pese a que el albañil declaró que la arrojó en el mismo predio, se hicieron rastrillajes pero no fue hallada allí, ni en los dos allanamientos que se hicieron en su domicilio y en otro sitio.


La misma fuente aclaró que si bien es cierto que familiares del acusado Cejas ya habitaban en algunas casillas montadas en el predio, todavía no está legalmente acreditado con ninguna documentación que ese terreno sea de su propiedad.


También agregaron las fuentes que la víctima, Verón, ya había hecho el día anterior un intento fallido por tomar posesión del terreno, cuando había trasladado unos materiales para hacer una construcción.


El asesinato de Verón se produjo el viernes último, alrededor de las 19, en un terreno ubicado en la esquina de las calles Tomás Godoy Cruz y Rivarola, en el barrio "El Arco" de Benavídez, en el partido bonaerense de Tigre, al cual aparentemente ingresó con dos amigos.


De acuerdo con la versión policial, los jóvenes se encontraban dentro del lugar cuando fueron sorprendidos por Cejas, el presunto dueño, y su hermano, de 47 años, con quienes se produjo una discusión.


En ese momento, el ahora detenido extrajo un arma y le efectuó al menos un disparo en el pecho a Verón, quien resultó gravemente herido y fue trasladado de urgencia al Hospital de Pacheco, donde murió a los pocos minutos de ingresar.


La madre de Verón, denunció ayer a la prensa que el predio no tenía dueño y que no hubo ninguna discusión ni enfrentamiento, sino que el acusado y su hermano, comenzaron a dispararle a su hijo "sin mediar palabra".

Noticias de Tigre

Noticias de La Zona Norte