edición 6033 - visitas hoy 28004

Pronóstico de Tutiempo.net
elcomercioonline.com.ar

Noticias Zona Norte - Tigre, San Fernando, San Isidro, Vicente López

29.04.2011 - 12:00

El macabro plan del hijo del dueño de DIC

Rodrigo Del Coro Igarzábal, el hijo del dueño de la inmobiliaria "DIC Propiedades" que está prófugo acusado de "entregar" a los clientes de la firma para que sean asaltados, quería secuestrar a su propio hermano y planeaba un robo a la central de la inmobiliaria.
Fuentes judiciales informaron hoy que el dato surgió en la declaración indagatoria que frente al fiscal de Martínez, Gastón Garbus, brindó Sebastián Emiliano Arias (29), el empleado de DIC que fue detenido hace 10 días como cómplice de la denominada "Banda de la Inmobiliaria".

Los voceros explicaron que "Seba" Arias confesó su participación en los hechos y reconoció que, junto a Del Coro Igarzábal, eran quienes entregaban los datos de los clientes que hacían importantes operaciones inmobiliarias para que sean asaltados.

Pero lo que más llamó la atención es que Arias le contó al fiscal que la idea de asaltar clientes surgió luego de que se desecharan dos planes, que Del Coro Igarzábal tenía con familiares directos suyos como víctimas.

Arias reveló que la idea original de Rodrigo era mandar secuestrar a su propio hermano mayor, Javier, quien también trabaja en la inmobiliaria, y luego sugirió organizar un robo en la casa central de DIC Propiedades, en la localidad bonaerense de Olivos, donde está la caja fuerte de la firma.

"Quien estaba trabajando en ese sector donde querían organizar el robo en la caja fuerte era la propia esposa de Rodrigo, es decir que, no sólo primero quiso secuestrar a su hermano, sino también se le pasó por la cabeza poner en riesgo a su propia mujer", dijo a Télam uno de los investigadores.

Las fuentes indicaron que Arias le explicó al fiscal que él fue quien convenció a Rodrigo de no llevar a cabo el secuestro de su hermano o el robo en la inmobiliaria porque los delincuentes con los que ellos "trabajaban" eran "muy pesados y se les podía ir la mano", y por eso decidieron organizar los asaltos a los clientes.

La causa tiene dos detenidos -Arias, empleado de DIC Propiedades, y Gustavo Adrián "El Rubio" Lucas (34), un presunto boquetero-, y aún hay seis prófugos, entre ellos, el hijo del dueño de la inmobiliaria.

La investigación del fiscal Garbus y la Departamental de San Isidro se inició el 13 de diciembre último con un robo boquetero en la galería Paseo de Alvear de Martínez, donde la banda entró a una joyería y robó dinero y siete kilos de oro de una caja fuerte.

A raíz de una imagen captada por una cámara de seguridad en ese hecho, identificaron a un miembro de la banda -el boquetero Lucas, ya detenido-, y gracias a que se le intervino la línea telefónica, el fiscal y la policía descubrieron que esta misma organización también se dedicaba a cometer todo tipo de asaltos violentos.

En las escuchas, los investigadores descubrieron las conexiones de la banda con la inmobiliaria DIC, donde Arias y Del Coro Igarzábal hijo actuaban como "entregadores" de las personas que recibían dinero en efectivo por la venta de propiedades.

Los investigadores aclararon desde el primer día que la inmobiliaria DIC, como empresa, y el propio dueño, Horacio Del Coro Igarzábal padre, no están vinculados a los hechos delictivos y que los únicos involucrados en los golpes de la banda eran Del Coro Igarzábal hijo y Arias.

El primer hecho iba a ocurrir el 7 de febrero contra un hombre de San Isidro que iba a trasladar 100.000 dólares, pero como en las escuchas los ladrones hablaban de hacer un secuestro exprés y de emplear una ametralladora, la policía alertó a la víctima y el robo se frustró.

Un constructor denunció que el 24 de febrero fue víctima de una salidera bancaria en un garaje del microcentro porteño y declaró en la fiscalía que está convencido de que fue "entregado" por Rodrigo Del Coro Igarzábal.

El 1 de marzo fue el turno de una mujer de 55 años a quien le revisaron la casa, en Carapachay, partido de Vicente López, pero no encontraron los 50.000 dólares de un boleto de compra-venta que habían cobrado en una de las sucursales de DIC.

El 23 de marzo, cuatro delincuentes armados que se movilizaban en dos autos asaltaron frente a su casa de Martínez a un hombre de 71 años que llegaba de cobrar 50.000 dólares de una de las sucursales de la inmobiliaria, pero se llevaron el maletín equivocado.

Un quinto hecho ocurrió el 26 de marzo pasado en la localidad de San Antonio de Areco, donde cinco asaltantes ingresaron a la casa de un contratista de 59 años a quien le robaron 10.000 pesos, joyas, cinco celulares, una laptop y una moto marca BMW.

La policía realiza ahora tareas de inteligencia para capturar a los prófugos, algunos de los cuales fueron calificados como "de extrema peligrosidad" que quedó demostrada cuando en los primeros allanamientos uno de los imputados huyó disparando contra la policía y el propio fiscal Garbus que encabezaba el operativo.

Noticias de San Isidro

Noticias de La Zona Norte