edición 5997 - visitas hoy 15096

Pronóstico de Tutiempo.net
elcomercioonline.com.ar

Noticias Zona Norte - Tigre, San Fernando, San Isidro, Vicente López

31.07.2017 - 23:16

Crece la tensión entre Rusia y Estados Unidos tras las sanciones

La tensión entre Estados Unidos y Rusia aumentó hoy por las nuevas sanciones que Washington decretó sobre Moscú y que, además debilitar las esperanzas de mejorar las relaciones entre ambas potencias, provocaron críticas y reclamos de autoridades europeas.
El secretario de Estado norteamericano, Rex Tillerson, pidió hoy a Rusia "cooperar en los grandes temas internacionales" y "evitar la imposición de más sanciones", según citó la agencia EFE.

Por su parte,el Kremlin subrayó que para normalizar la relación bilateral, Estados Unidos debe renunciar a imponer su voluntad, un día después de que la anunciada expulsión de 755 funcionarios de la embajada y consulados estadounidenses en territorio ruso recalentara la relación bilateral.

"Esperamos que haya cooperación entre nuestros dos países en grandes asuntos internacionales y estas sanciones ya no sean necesarias", afirmó hoy Tillerson en un breve comunicado.

Los dichos del funcionario se conocen después de que ayer la vocera de la Casa Blanca, Sarah Sanders, adelantara que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, tiene intención de firmar el proyecto de ley aprobado por el Congreso que endurece las sanciones contra Rusia, Irán y Corea del Norte.

"Las votaciones casi unánimes para la legislación de sanciones en el Congreso representa la voluntad firme del pueblo estadounidense de ver a Rusia dar pasos para mejorar relaciones con Estados Unidos", señaló Tillerson.

Paralelamente, un vocero del Departamento de Estado dijo que EEUU lamentó la "injustificada" decisión rusa respecto de los 755 funcionarios estadounidenses, un paso respecto al que "se evalúa una respuesta", según indicó bajo condición de anonimato al portal Político.com.

"No tenemos más comentarios por el momento", señaló el vocero y cerró su escueta declaración.

En tono más conciliador, el vicepresidente Mike Pence dijo que a pesar de lo que el Departamento de Estado describió como "un acto lamentable y no deseado", Washington busca mejorar las relaciones con Moscú.

Ayer, el presidente ruso, Vladímir Putin, cifró en 755 los trabajadores de la embajada y los consulados estadounidenses en Rusia -entre personal diplomático y técnico- que deberán cesar su actividad a partir del 1 de septiembre, precisando una advertencia que ya el viernes había hecho Moscú, tras conocerse la decisión del Senado estadounidense.

Putin señaló que Rusia se reserva el derecho a tomar medidas adicionales de respuesta a Estados Unidos, "aunque no las considera necesarias por ahora".

La medida fue adoptada como una respuesta simétrica a la aprobación por parte del Congreso estadounidense de una ley que endurece las sanciones contra Rusia y bloquea las facultades del presidente Trump para levantarlas.

Estas sanciones, en tanto, se decidieron en represalia por intervenir en las elecciones presidenciales del 2016 y su decisión en 2014 de anexarse Crimea.

Con esta medida, Moscú exigió a Washington igualar su representación en este país a los 445 funcionarios rusos que trabajan en Estados Unidos, tras ser expulsados 35 en diciembre del año pasado.

Mientras la tensión bilateral y los reclamos cruzados escalan, el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, señaló que la normalización de las relaciones ruso-estadounidenses depende de la renuncia de Washington a los "intentos de imponer un dictado por medio de sanciones".

"La salida de esta situación radica en expresar la voluntad política de mejorar las relaciones, en un proceso de rehabilitación del agravamiento de la esquizofrenia política y en la renuncia a los intentos de imponer un dictado por medio de sanciones", dijo Peskov a un grupo de periodistas.

Además, destacó que "Rusia, en general, está interesada en seguir cooperando" con Estados Unidos en las áreas que son de su interés, como la lucha contra el terrorismo internacional, la no proliferación de las armas de exterminio y el combate a la ciberdelincuencia.

Putin advirtió que Rusia tiene un "gran espectro" de posibilidades para responder al último paquete de sanciones aprobado por el Congreso de Estados Unidos.

La Casa Blanca ya anunció que Trump firmará ese nuevo conjunto de sanciones contra Rusia, que entre otras medidas, castiga a las empresas de terceros países que inviertan en la construcción o mantenimiento de las infraestructuras rusas para el transporte de hidrocarburos.

De aplicarse, este extremo perjudicaría a numerosas empresas de la Unión Europea que participan, incluso con capital accionario, en varios gasoductos que unen Rusia con los países europeos.

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, advirtió que la Unión Europea (UE) responderá a EEUU en caso de que la nueva ley contra Rusia afecte a sus intereses.

En este contexto, la ministra de Economía alemana, Brigitte Zypries, calificó hoy de “ilegal” el nuevo paquete de sanciones aprobado por la Cámara de Representantes y el Senado de EEUU la semana pasada.

Según Zypries, esas nuevas sanciones de EEUU contra Rusia, que podrían dañar los intereses de firmas alemanas y de otros países de la UE, violan el derecho internacional y por ello la Comisión Europea debería considerar contramedidas.

“Las medidas van en contra del derecho internacional, así de sencillo”, dijo la titular de Economía, en declaraciones a medios locales.

“Por supuesto que no queremos una guerra comercial, pero es importante que la Comisión Europea evalué contramedidas”, añadió Zypries, pero destacó que EEUU decidió unilateralmente abandonar la postura común con la UE para aplicar este castigo.

Noticias de Internacionales

Noticias de La Zona Norte