edición 5866 - visitas hoy 35643

Pronóstico de Tutiempo.net
elcomercioonline.com.ar

Noticias de la Zona Norte

05.05.2011 - 16:00

Cayó banda de secuestradores “virtuales” que operaba desde el penal de Villa Devoto

El penal porteño de Villa Devoto fue allanado y en una celda se secuestraron siete teléfonos celulares con los que un preso realizaba secuestros virtuales en complicidad con una pareja, detenida en las últimas horas cuando cobraba un rescate en el partido de San Martín.
Fuentes policiales informaron que en base al análisis de comunicaciones realizado sobre los teléfonos secuestrados se estableció que la banda operaba al menos desde diciembre pasado y que solía realizar unos 25 llamados diarios para captar víctimas de falsos secuestros desde la prisión.

"El preso era quien desde el penal realizaba los llamados a las víctimas de los falsos secuestros y luego, desde el exterior, sus cómplices cobraban los rescates", explicó un jefe policial consultado.

Esos cómplices -un hombre y una mujer- fueron arrestados por efectivos de la DDI de San Martín cuando, tras una denuncia por un falso secuestro, sorprendieron a la pareja en momentos en que fue a buscar el rescate pagado por una de las víctimas.

Según las fuentes, los ahora detenidos fueron a buscar dinero y joyas que instantes antes había dejado en una bolsa abandonada en la calle Riobamba, de San Martín, una víctima de un secuestro virtual.

Los voceros detallaron que la mujer de la pareja, de 47 años, fue quien recogió el botín y lo llevó hasta un auto Torino estacionado en las inmediaciones, donde estaba su cómplice, de 43.

Tras la detención de ambos con los efectos pagados como rescate, el fiscal Federal de Tres de Febrero Paulo Starc, ordenó a la policía el allanamiento de sus domicilios, donde se hallaron tarjetas de recarga telefónica, 8.600 pesos, 200 dólares, joyas,
cámaras fotográficas y teléfonos celulares.

En el marco de la pesquisa, y en base a elementos obtenidos durante los allanamientos, los investigadores establecieron que los detenidos actuaban en complicidad con un hombre detenido en el penal porteño de Villa Devoto.

La Justicia dispuso entonces un allanamientos en la celda del preso, que se realizó con apoyo del personal del Servicio Penitenciario Federal.

En la celda del recluso se secuestraron siete teléfonos celulares y tarjetas de recarga telefónica, que se presume fueron empleados para contactar a las víctimas de los falsos secuestros.

Los voceros explicaron que el hallazgo de esos teléfonos permitió que el personal de Análisis de las Comunicaciones del ministerio de Justicia y Seguridad bonaerense pudiera pedir las listas sábana de los celulares y así determinar la cantidad de llamados realizados desde la prisión con fines criminales.

"Desde la cárcel el detenido realizaba unas veinticinco llamadas por día, de las cuales con una o dos lograba su objetivo: que la víctima creyera que tenía a un familiar secuestrado", dijo un investigador.

Y agregó: "Una vez que el preso conseguía su objetivo, mantenía en una línea a la víctima, a quien le impedía cortar, y con otro teléfono llamaba a sus cómplices para que fueran hacia la zona elegida para cobrar el rescate".

En base a la información obtenida con los cruces telefónicos, la policía se puso en contacto con personas que habían sido llamadas desde los celulares del preso y así identificó a varias víctimas de la banda.

Los voceros precisaron que ya hay seis personas que declararon haber sido víctimas de esta banda entre mediados de diciembre y fines de abril último, todas ellas domiciliadas en la zona oeste y norte del conurbano.

La investigación continuaba para establecer fehacientemente el número de víctimas de la banda, que quedó a disposición judicial.

Noticias de Policiales

Noticias de La Zona Norte