edición 5795 - visitas hoy 24320

Pronóstico de Tutiempo.net
elcomercioonline.com

Noticias de la Zona Norte

06.03.2016 - 22:01

Cayó un delincuente apodado “fósforo” por el crimen de un joven de 19 años en San Martín

Un sujeto apodado “Fósforo” fue detenido en las últimas horas por efectivos de la Policía Bonaerense, en el marco de la investigación por el crimen de un joven ocurrido hace un año durante un robo en la localidad bonaerense de Billinghurst, partido de San Martín.
Además, identificaron a tres mujeres, entre ellas una de nacionalidad chilena, que tenían en su poder armas de fuego.

En total ya son dos los detenidos por el crimen, ya que unos días después del asesinato de Lucas Alegre de 19 años detuvieron al primero de los sospechosos.

Fuentes policiales informaron que en el marco de una investigación judicial iniciada tras el hecho criminal registrado el 12 de marzo de 2015, los uniformados, en conjunto con la DDI San Martín, apresaron a un joven de 21 años por el asesinato de Alegre, quien fue interceptado ese día por dos sujetos armados en la puerta de su casa cuando estaba en un vehículo marca Volkswagen Bora.

En esas circunstancias, los delincuente intentaron sustraerle el vehículo y le dispararon ocasionándole una herida mortal en la cabeza.

Como resultado de varios allanamientos los efectivos lograron dar con “Fósforo” en las inmediaciones de Avenida 9 de julio entre calle 5 y 6 de la localidad de José León Suarez, también en el distrito de San Martín.

A este sujeto se le secuestró una pistola calibre 9 milímetros marca Pietro Beretta, un cargador y 14 municiones del mismo calibre.

De igual modo, se logró identificar en otros objetivos a tres mujeres, todas mayores de edad y una de ellas de nacionalidad chilena, quienes poseían en su propiedad un revolver y munición calibre 12/70 y un cartucho calibre .38.

El sospechoso de ser el autor del homicidio de Alegre, quedó a disposición de la justicia en el marco de la causa recaratulada “Homicidio”, a cargo de Graciela López Pereyra de la UFI número 2 de San Martín.

El joven Alegre había sido asesinado por “motochorros” que intentaron robarle el automóvil.

El 12 de marzo del año pasado, la víctima recibió un disparo en la cabeza y sus familiares, quienes estaban dentro de la casa de la calle Maipú al 4600 de San Martín, lo llevaron de inmediato al Policlínico Eva Perón, donde quedó internado en terapia intensiva porque aún su corazón latía.

Cuatro días después el médico les dijo que Lucas tenía muerte cerebral y su familia decidió donar los órganos, un deseo que había expresado la propia víctima.

Tiempo después, la madre llamó tiempo después al Incucai y allí le dijeron que la donación había salvado a cuatro personas.

Noticias de Policiales

Noticias de La Zona Norte